Los beneficios en la práctica de Yin Yoga

Yin Yoga es un estilo único de yoga que hace hincapié en la relajación a la vez que proporciona un estímulo beneficioso para los huesos y los tejidos conectivos del cuerpo promoviendo su óptimo funcionamiento. 

El énfasis en Yin Yoga está puesto en la permanencia en las posturas durante largos periodos de tiempo mientras se relajan los músculos del cuerpo. Cuando se ve el exterior de la práctica de Yin Yoga puede parecer sin esfuerzo o sin interés, sin embargo en realidad puede ser bastante difícil debido a la cantidad de tiempo que se permanece en cada postura. 

Beneficios: los huesos y el tejido conectivo 

Aunque muchas personas pueden tener la impresión de que no es conveniente someter a stress a las articulaciones, en realidad, esto no es así. Los huesos y el tejido conectivo así como otros componentes del cuerpo van a responder beneficiosamente a una tensión adecuada. Así como la salud de los músculos mejora al ejercitarlos, de la misma manera podemos mejorar la salud de los huesos y el tejido conectivo. 

Yin Yoga proporciona una tensión suave para estos tejidos que tiene efectos positivos de largo alcance en muchos niveles. Puede ayudar a prevenir la degeneración de estas regiones del cuerpo, frente a la tensión continua que está presente en los músculos y ligamentos. La estimulación suave de los huesos también pueden promover la densidad ósea óptima y mejorar la fuerza de los huesos. 

Beneficios: la postura y la movilidad
 
Yin yoga también puede proteger al cuerpo de la fijación e inmovilización de las articulaciones que es algo común, en particular en las sociedades modernas, donde pasamos una gran cantidad de tiempo sentado o de pie. 

Cuando nos sentamos a la posición de la columna vertebral es tal que su curvatura normal es distorsionada y esto en particular se puede observar como una disminución en la curva lumbar. En algunas personas la pérdida de la curva lumbar puede ser tan grave que las vértebras pueden realmente fusionarse en conjunto, que puede ser un importante obstáculo a la movilidad. 

Yin yoga involucra posturas específicas, que ayudan a mantener la curva lumbar normal y puede invertir esta tendencia si su práctica regular es iniciada antes de que se produzca la calcificación de las articulaciones. 

Beneficios: el flujo de energía por los meridianos
 
Otro de los beneficios del Yin Yoga es su capacidad para promover el flujo de energía a través de los meridianos. Aunque la medicina occidental ha sido escéptica sobre la existencia de estos canales de energía, recientemente ha habido investigación que explora la posibilidad de que el tejido conectivo puede actuar como un conducto para el flujo de energía a través de los meridianos.  Mediante la activación de los tejidos conectivos, puede ser posible estimular directamente los meridianos y esto puede afectar profundamente la salud de una manera positiva. 

Para el practicante esto puede acercarlo a otro aspecto de su práctica según la cual las posturas específicas pueden ser seleccionadas para ayudar a restablecer la salud de determinado órgano o volver a equilibrar los estados emocionales perturbadores. Por ejemplo en la medicina china tradicional la salud del hígado y la vesícula biliar se asocia a emociones como la ira y la frustración. Con la práctica de Yin Yoga a partir de posturas como la del cisne y o la libélula, se puede equilibrar el flujo de energía a través de los meridianos del hígado y la vesícula biliar y encontrar el alivio a estos desequilibrios. 

Mejorar el flujo de energía a través de los meridianos también puede ser especialmente beneficioso para las personas con problemas crónicos de salud que pueden ser resistentes a los tratamientos estándar o para las personas que se están recuperando de una enfermedad.  Lo que hace a  Yin Yoga especialmente conveniente en estos casos es el hecho de que no es una forma vigorosa del yoga y está dentro de la capacidad de casi todos los individuos.  Incluso si algunas de las posturas son difíciles por lo general, se puede ajustar para que el practicante puede mantener un relativo grado de confort durante la práctica.

Yin yoga también puede ayudar a promover la relajación general, la importancia de este aspecto no se debe subestimar. Una amplia gama de condiciones de salud están relacionados con el stress y cualquier práctica que reduce el stress tendrá efectos de gran alcance en la salud general del individuo.  

Beneficios:  la conciencia del Ser, 
el Yoga como camino de autoconocimiento

Yin yoga también puede desafiar a los practicantes de yoga de una manera única, por el  tiempo de permanencia que a menudo puede producir una sensación de incomodidad que quizás comience como una sensación física, convirtiéndose en malestar psicológico. De esta manera, trabajando en el nivel de la profundidad del tejido conectivo Yin Yoga puede fomentar una mayor conciencia de los aspectos más profundos de nosotros mismos a medida que llegan a la superficie para ser confrontados. 

Yin Yoga nos permite llamar nuestra atención hacia el fenómeno interno dentro de nosotros para que seamos capaces de estar más cerca de mantener la conciencia en el flujo sutil de energía. Es posible que observemos de manera conciente la forma en que almacenamos las tensiones dentro del cuerpo y como liberar la presión física y dejar que las memorias celulares puedan acceder a un mayor sentido de la claridad. 

Este aspecto de la práctica, además de la sensación de tranquilidad que se puede experimentar durante una clase de Yin Yoga, puede dar lugar a descubrimientos internos muy intensos y esclarecedores que son de gran valor para aquellos que buscan el crecimiento personal y espiritual.

http://rawfoodsolution.com

Comentarios

  1. Cordial saludo! Hace 6 años estudio Yin Yoga y encuentro su información especialmente valiosa. Me interesa mucho intercambiar ideas con ustedes. Vivo en Colombia y deseo impulsar el Yin Yoga en la educación superior. Felicitaciones!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario